Translate

martes, 11 de octubre de 2011

Hoy dejo la política a un lado.




Hoy dejo la política a un lado.
La dejaré descansar por unas horas,
o tal vez por unos días.
Hoy soy toda nostalgia,
ternura que no habita
los espacios vacíos.

Hoy soy una mujer
que siente y padece
más allá de sus deseos.
Soy una segunda mitad
de siglo XX y quién sabe
qué parte de siglo XXI.

Hoy estoy cansada de lamentos,
y de recondenarme la existencia,
pensando que el himno nacional
que aprendí a respetar y amar desde pequeña,
hoy es un grito salvaje de guerra chovinista,
 usado y reinventado por agentes del castrismo.

Ese:  "Al combate, corred, bayameses..."
que ellos proclaman, descaradamente, suyo,
 no me sirve para nada.
Me niego a creer que han muerto
 los combatientes mambises de mi tierra...

Caramba, ya estoy otra vez
cayendo en la política
cuando me urge tanto hablar
 de amor, y de canciones, y de poesía,
y de lo hermosa que es la vida,
cuando se vive  en su total  plenitud...

Es mejor hablar de la familia,
de esa célula que nos protege,
y nos anima a seguir adelante,
y de esos amigos que encontramos,
siempre remando, como dice
el poeta que recién descubrí  por estos días, 
Poeta Mayor* que me conmueve y  me ratifica,
Con sus Ruedas del Tiempo
y  La Luz de los inmortales,
que no todo está perdido.

Hoy quiero decir que es bueno,
de vez en cuando,
 dejarse arrastrar por el insomnio,
 y soñar despiertos con la luna,
y con el mar, y con las olas,
y con las bodas  de Neptuno
con las hermosas sirenas,
 que pueblan  su harén,
 en los infinitos fondos de sus mares
azules, transparentes...

Hoy vuelvo a ser aquella muchacha
con los pies descalzos, correteando
por las laderas de las lomas de mi pueblo,
persiguiendo tomeguines azules,
y mariposas blancas, con el pelo libre,
al aire, enredado en el tiempo que pasa,
y no se cansa de andar siempre de frente,
sin mirar hacia atrás, ni siquiera para ver,
lo que va dejando en el camino.

Hoy la vida afuera es muy hermosa.
Pasó la tormenta, ya no llueve ...
Otra vez ha salido el sol
 y las hojas de los árboles brillan,
y los pájaros cantan,
y los ciervos, con sus cervatos,
corren saludables por el patio de mi casa,
y la mata de gardenias viste sus mejores galas:
Toda verde, invitadora, subyugante...
Desafiando a las palmas
 que, elegantemente erguidas,
 se enfrentan al dulce otoño floridano,
 esperando que esta vez
sus pencas no se tornen amarillas...

Hoy,  no estoy para política.
La vida es demasiado corta y hay que respirar
con alegría el aire sano que nos llega
con esta brisa otoñal, que no es tan  fría, ni tan cálida,
ni tan despiadada como las  polares,
 ni como las inventadas o forzadas por los hombres.
Esta brisa otoñal tiene algo especial,
por eso embriaga como la vida misma...

La vida que no es ni tan dulce, ni tan amarga,
ni tan de perros, ni tan de rosas,
 ni tan, tan, como quisiera.
La vida, que es como es,
y como viene, y como se va,
sin que podamos escaparnos de  la muerte...
Hoy,
 definitivamente,
no estoy para política.

Esperanza E. Serrano
Land O´Lakes, Fl,
Oct.11, 2011
.....................
*Roger Rivero, joven  poeta cubano, autor de los libros que próximamente saldrán a la venta:
Las Ruedas del Tiempo"   y  " La Luz de los Inmortales".
Para más información visite su blog:

lunes, 10 de octubre de 2011

"Ser cultos para ser libres", como decía José Martí.

[libetad.jpg]

TOTALITARISMOS

Robespierre, Lenin y los yihadistas

Por Mauricio Rojas

Pedro J. Ramírez ha escrito un extraordinario relato acerca de El primer naufragio, es decir, sobre el corto ensayo democrático francés que terminó despeñándose en las profundidades del totalitarismo en junio de 1793. El segundo gran naufragio ocurriría más de un siglo después, en aquella Rusia que en 1917 se deshizo del régimen autoritario de los zares para terminar dando paso a un totalitarismo terrorista que de lejos superaría al de Robespierre y sus jacobinos.
La diferencia más notable entre el régimen instaurado por Lenin y su antecedente francés no reside en las intenciones del primero de realizar un sueño utópico mediante el terror más despiadado, sino en su capacidad de mantenerse en el poder e instaurar no solo una dictadura totalitaria, también una sociedad totalitaria, que destruye sistemáticamente toda individualidad y toda sociedad civil independiente del control colectivo ejercido por el Estado. Los jacobinos detentarán el poder omnímodo apenas un año y pico, mientras que los bolcheviques crearán un régimen que perdurará más de siete décadas.
Este hecho diferencial tiene una explicación clave: la existencia de un tipo de partido político de nuevo cuño, conformado, según la expresión de Stalin, como una especie de "orden militar-religiosa", que exige de sus miembros una negación plena de su propia individualidad y una entrega absoluta al partido o movimiento, por el cual y del cual se vive. Comparados con los revolucionarios profesionales de Lenin, los jacobinos de Robespierre no eran más que un partido de diletantes unidos por su fervor mesiánico, pero sin la cohesión que dan años de formación ideológica revolucionaria, una férrea organización y un liderato vertical indisputado.
Esta fue la gran creación de Lenin y la llave de su éxito. Una vez hallado, otros, con coartadas ideológicas muy diversas, pudieron utilizar para sus fines este verdadero prototipo de la acción revolucionaria totalitaria. Vendrían muchos marxistas-leninistas, que alcanzarían el poder en una multitud de naciones, pero el discípulo más aventajado de Lenin no fue otro que Hitler, que provocó el tercer gran naufragio de una democracia naciente: el hundimiento de la República de Weimar ante el embate furioso del nazismo.
He dedicado mi nuevo libro, Lenin y el totalitarismo, a estudiar la historia de la creación de esta herramienta esencial del totalitarismo moderno. Se trata de una historia terrible pero aleccionadora: el relato de la transformación de idealistas convencidos en genocidas políticos sin escrúpulo alguno, capaces de sacrificar masivamente a los seres humanos para salvar a la humanidad.
La historia de esta creación siniestra comienza casi veinte años antes del golpe de estado que llevaría a los bolcheviques al poder en noviembre de 1917. Es la obra de un joven marxista exiliado por entonces en Siberia que buscaba la palanca revolucionaria que le permitiese mover al mundo. Su respuesta será la creación de lo que el mismo Lenin llamaría "una red de agentes" (agente era su palabra favorita, y muy precisa para describir a sus bolcheviques), conformada por "hombres que no consagren a la revolución sus tardes libres, sino toda su vida", como dice ya en el primer número de su periódico revolucionario, Iskra ("La chispa"), en diciembre de 1900. Estos agentes serían luego los famosos revolucionarios profesionales, los hombres-partido de la obra en que sintetiza su teoría del partido revolucionario: ¿Qué hacer? (marzo de 1902). Lenin define allí su misión y la clave de su futuro éxito con una frase célebre:
¡Dadnos una organización de revolucionarios y removeremos a Rusia en sus cimientos!
La respuesta de Lenin tuvo una inspiración directa en la historia del así llamado populismo ruso y sus organizaciones terroristas de la década de 1870. Esto lo dirá Lenin explícitamente en ¿Qué hacer? al aludir a "la magnífica organización que tenían los revolucionarios de la década del 70, y que debería servirnos a todos de modelo".
El modelo que Lenin tiene en mente es la organización Tierra y Libertad (Zemlya i Volya), creada en 1876. Avrahm Yarmolinski, en su magnífica obra sobre las corrientes revolucionarias rusas del siglo XIX (Road to Revolution), nos da la siguiente descripción del modelo organizativo y revolucionario del referido grupo:
Esta organización era en efecto un cuerpo de revolucionarios profesionales fuertemente unidos. Hombres y mujeres completamente dedicados, que no podían ser dueños de ninguna propiedad y estaban sometidos al control de la organización en sus asuntos personales, pero a los que no se les exigía que adoptasen las formas de vivir del pueblo.
He allí el modelo de Lenin, la organización centralizada de revolucionarios profesionales que no tienen otra vida que la del partido; hombres que, literalmente, son del partido y para los cuales no habrá nada ni nadie que sea superior a la famosa orden de partido. Se había encontrado así la célula esencial del cuerpo totalitario del futuro, su prototipo humano: una anticipación plena de la futura sociedad comunista, donde la propiedad privada no existe y la vida del individuo se subsume en la del colectivo.
Pero no es solo eso lo que Lenin aprenderá de los populistas de los años setenta. Como es bien sabido, las organizaciones populistas de entonces encontraron en los atentados terroristas un arma plenamente aceptada. Con otras palabras, todos los medios eran buenos para alcanzar el fin revolucionario. El usar uno u otro era solamente una cuestión práctica. Este punto de vista absolutamente carente de moral será plenamente adoptado por Lenin, que en el número primero de Iskra escribirá:
La socialdemocracia no se ata las manos, no limita sus actividades a un plan cualquiera previamente preparado o a un solo procedimiento de lucha política, sino que admite como buenos todos los procedimientos de lucha, siempre que correspondan a las fuerzas de que el partido dispone y faciliten el alcanzar los mejores resultados posibles, dadas unas determinadas condiciones.
Y por si alguna duda hubiese quedado acerca de que "todos los procedimientos de lucha" incluían el terrorismo, Lenin volverá, en el número cuarto de Iskra, sobre el tema:
En principio, nunca hemos rechazado, ni podemos rechazar, el terror. El terror es una de las formas de acción militar que puede ser perfectamente adecuada e incluso esencial en un momento definido de la batalla.
Ahora bien, la pieza clave de todo el plan organizativo de Lenin es el revolucionario profesional. Es el eslabón del que depende la fuerza de la cadena, de la "red de agentes". Lenin no deja la menor duda sobre sus intenciones:
La organización de los revolucionarios debe englobar ante todo y sobre todo a gentes cuya profesión sea la actividad revolucionaria (...). Hombres entregados profesionalmente a las actividades revolucionarias (...). Hombres que se consagren especial y enteramente a la acción socialdemócrata.
Esto es lo esencial para Lenin, el poder contar con hombres-partido, hombres que lleguen a ser, como expresaría Jan Valtin en su célebre autobiografía (La noche quedó atrás), "un pedazo del partido" y para los cuales el partido se transforme en "familia, escuela, iglesia, albergue", para decirlo con Ignazio Silone.
Robespierre no dispuso de nada parecido. Su partido fue sin duda algo único para su época, pero había un océano de distancia entre el partido leninista y la Société des Jacobins Amis de la Liberté et de L'égalité que se reunía en el Convento de los Jacobinos situado en la calle Saint Honoré de París. Su obra de terror fue por ello mismo relativamente efímera. De ese fracaso en hacer permanente el terror y construir una sociedad totalitaria aprendió Lenin. Por ello no tuvo duda en proclamarse jacobino, pero agregando a su jacobinismo la ligazón "indisoluble" al partido: "El jacobino, indisolublemente ligado a la organización del proletariado consciente de sus intereses de clase, es precisamente el socialdemócrata revolucionario" (cursivas de Lenin).
Hoy, tanto los jacobinos como los bolcheviques son historia y sangriento recuerdo. Pero la figura creada por ellos no ha desaparecido de ningún modo. Los yihadistas de nuestro presente viven en el mismo universo mental que impregnó a jacobinos, bolcheviques y nazis. Además, se definen literalmente como una "orden militar-religiosa", una vanguardia, como diría inspirándose en Lenin su principal teórico, el egipcio Sayid Qutb, que exige una entrega total de parte de sus militantes, su absoluto sometimiento al islam y su plena separación del mundo pagano y pervertido (el mundo de la yahiliya, o ignorancia de Dios, como dicen los islamistas) que los rodea. Así sería posible crear el prototipo de la Umma o comunidad islámica universal y total del futuro. Son los leninistas de hoy, los jacobinos de siempre. Probablemente no serán tampoco los últimos en encarnar los desvaríos de esa terrible bondad extrema que Robespierre, característicamente, llamó virtud.

MAURICIO ROJAS, escritor. Su próximo libro, Lenin y el totalitarismo, aparecerá en el sello Sepha en marzo de 2012. 
http://revista.libertaddigital.com/robespierre-lenin-y-los-yihadistas-1276239430.html

Nota:
Las semejanzas que el lector encuentre en lo expuesto anteriormente con el castro comunismo imperante en Cuba, no son por puras coincidencias.
Esperanza E Serrano

Te ofrezco mis manos

Te ofrezco mis manos,
acércame las tuyas...
Tratemos de tocar con ellas
los primeros destellos del alba...
Verás cómo el sol se detiene
y nos brinda un trago de su luz
para calentarnos el alma.

Vamos a empezar nuestro día
cogidos de las manos;
vamos a entrelazar las rutas
de estas líneas paralelas
que persisten en alejarnos.

Vamos a remontarnos lejos
para buscar aquellas noches
que se nos quedaron dormidas,
vamos a rescatar los besos
que no nos dimos por temor
a desatar la furia de las dudas.

No te quedes ahí, como si nada.
Aprende a liberarte de ti mismo
ensayando la sonrisa de la vida.
Si te quedas ahí, nos condenarás
al fracaso inutil de los sueños,
se nos irá el sol y también el alba.


Se hará tarde y ya no estaré aquí,
ofreciéndote mis manos,
para alcanzar ese rayo de luz
que nos alegre el alma.

Esperanza E Serrano
Fort Myers, 2008

domingo, 9 de octubre de 2011

Mexicanos sueñan con vender automóviles en Cuba.


General Motors califica de prematuro que las armadoras tomen postura, porque todavía hay analizar las variables de mercado.
Luego de que La Habana anunciara una apertura parcial al mercado automotriz, representantes de esta industria en México expresaron su intención de exportar a Cuba, aunque reconocen que deberán esperar a que existan reglas y condiciones de comercialización más claras, informó Notimex.
El presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), Eduardo Solís Sánchez, dijo que a partir de la experiencia de México en Latinoamérica, Cuba podría convertirse en un mercado interesante en la materia.
Aunque admitió que aún falta conocer el nivel de ingreso per cápita de los cubanos y sus necesidades, aseguró que la apertura de un nuevo mercado en la región siempre es "una noticia buena".
De acuerdo con la Asociación, Latinoamérica representa para México el segundo mercado más importante en materia de exportación de vehículos, después de Estados Unidos, con un porcentaje de participación en las exportaciones automotrices que oscila entre 15 y 17 por ciento.
Por su parte, el director de Relaciones Públicas y Gobierno de General Motors de México (GMM), Mauricio Kuri Curiel, calificó de prematuro que las armadoras tomen un postura sobre este tema, porque todavía se requiere analizar diversas variables de mercado.
El analista del Instituto Tecnológico de Monterrey Armando Bravo opinó que las armadoras mexicanas deberán actuar con cautela ante la apertura a la comercialización de autos en Cuba, toda vez que las importaciones a ese país significarán grandes inversiones para desarrollar la infraestructura que permita el desarrollo del mercado de vehículos nuevos.
"Aunque es interesante la medida en el sentido de que se abre una oportunidad de mercado, no está completo el esquema y hay que ser un poco cauto para ver si son oportunidades reales, tangibles, medibles y cuánto tiempo de inversión va a implicar", especificó.
Consideró que no se trata sólo de importar unidades, sino de desarrollar una infraestructura que permita la circulación y permanencia de esos vehículos, como son el mercado de repuesto en materia de refacciones, así como lugares donde se conozca la tecnología de los nuevos vehículos.
Autorización con condiciones
A fines de septiembre pasado, la Gaceta Oficial publicó un decreto presidencial donde se flexibiliza la transmisión de la propiedad de los vehículos, como parte de una serie de reformas para actualizar los modelos vehiculares que circulan en la Isla.
En el documento también se especifica la manera en que se organizará la venta de vehículos nuevos o usados para los cubanos, a partir de las comercializadoras del Estado.
Y es aquí donde se abre la posibilidad para que las armadoras de otros países, como las de México, ingresen al mercado cubano.
El especialista dijo que pese a que La Habana hizo manifiesta su necesidad de abrir este segmento, para otros países es importante conocer con exactitud el nivel de apertura y las reglas a las que, como importadores, tendrán que sujetarse.
"Por lo pronto, nosotros como país estamos viendo que se desacelera la economía de Estados Unidos, de la que dependemos más de 70 por ciento en exportaciones del mercado automotriz y el hecho de que se abran nuevos mercados es relevante", subrayó.
De ser así, añadió, se analizaría el arancel que las armadoras tendrían que pagar, porque lo más seguro es que se ingrese con vehículos pequeños con precios accesibles.
La reforma cubana es parcial, pues los compradores de autos nuevos deberán contar con una autorización del Ministerio de Transporte y justificar el origen de sus ganancias.
Dicha limitación lastraría el negocio del automóvil nuevo y lo convertiría en prácticamente simbólico.
Fuente:
http://www.ddcuba.com/cuba/7396-mexicanos-suenan-con-vender-automoviles-en-cuba

sábado, 8 de octubre de 2011

Un nuevo libro sobre la familia cubana Bacardí

"Bacardí y la larga lucha por Cuba", de Tom Gjelten.



El libro
En 1862, un hombre de la clase trabajadora de Cuba con escasa experiencia en lafabricación del ron adquirió una pequeña destilería, con la esperanza de domesticar unproducto que hasta entonces sólo consumían marineros y obreros. Pronto ideó unafórmula que convirtió su bebida en la favorita de la isla caribeña. La compañía FacundoBarcardí situó a Cuba en el mapa y desde entonces, sus descendientes se han asociado a la isla caribeña.
En las décadas siguientes, la Compañía de Ron Barcardí participó en todos los aspectos de la vida social, económica y política de Cuba. Durante los años de dominio español y de la ocupación norteamericana, los hijos e hijas de Barcardí destacaron en la lucha por la independencia de Cuba. Cuando la isla se rebeló después para desafiar a sus propios dictadores, la familia Barcardí estuvo de nuevo al frente de la oposición a Batista y armó y ayudó a Fidel Castro a  derrocarlo. Patriotas y amigos de la fiesta, emprendedores e intelectuales, los Barcardí fueron un ejemplo de negocio y liderazgo cívico en Cuba durante casi un siglo y ayudaron a definir qué significaba ser cubano, incluso después de tener que huir al exilio cuando Castro expropió su empresa.
A partir de la historia de esta icónica familia y de la conexión con su tierra, Tom Gjelten ha dado forma a una narrativa épica que explica la Cuba moderna, sus tormentosas relaciones con su vecino del norte, la ascensión de Fidel Castro y la violenta división de la nación cubana. Barcardí y la larga lucha por Cuba presenta personajes inolvidables, desde Emilio, el hijo de Don Facundo, obligado a repartir su atención entre la revolución y la destilería de ron, hasta “Pepín” Bosch, que en su día llegó a ser el hombre de negocios favorito de Fidel Castro y que luego pasó a ser uno de sus enemigos más feroces.
Después de la expropiación de todos sus activos cubanos, Ron Barcardí fue reorganizada como empresa fuera de Cuba y con el tiempo llegó a ser la mayor empresa familiar de licores del mundo y un ejemplo de éxito para otras empresas familiares privadas. Este extraordinario libro de Tom Gjelten combina biografía, historia y negocios en una única dramática historia que revela la lucha nacional cubana.

El autor
Tom Gjelten es un veterano corresponsal de la Radio Pública Nacional, especialista en asuntos de exterior y colaborador habitual del programa Washington Week de la PBS. Ganó los premios George Polk y Robert F. Kennedy por su trabajo sobre Bosnia. También recibió, junto a sus compañeros de la Radio Pública Nacional, el premio Peabody en 2004 por su cobertura de la guerra en Irak. Es autor de Sarajevo Daily: A City and Its Newspaper Under Siege. Está casado con la también periodista Martha Raddatz. Vive con su familia en Arlington, Virginia.
Fuente:
http://www.canal-literatura.com/BLOG/?p=8277

El cáncer de Venezuela es Chávez.

"El cáncer de Venezuela es Chávez, estrategia electoral cubana de la lástima, ya no es culpable, es pobrecito"
Quién le va a creer a un tipo que tiene 12 años mintiéndole a Venezuela? 


*El periódico de Barcelona reseña en una nota de Mayka Navarro y Angel Bermúdez lo siguiente:

El Presidente Hugo Chávez sufre un cáncer de cólon que le ha perforado la pared intestinal. La primera operación fue “errónea” ya que era más grave que un absceso pélvico
El presidente venezolano Hugo Chávez sufre un cáncer de cólon que ha perforado la pared intestinal y que le ha provocado una infección en el abdomen. El mandatario tendrá que llevar durante los próximos tres meses, como mínimo, una colostomia (una bolsa para deposiciones), según informaciones de la diplomacia venezolana a las que ha tenido acceso EL PERIÓDICO.
Estas mismas fuentes han detallado que Chavez fue operado primero por un cirujano cubano que le intervino «erróneamente» como si se tratara de un absceso pélvico. A los pocos días, la lesión tumoral se fistulizó. Ante la gravedad de la situación, las autoridades cubanas requirieron para una segunda intervención los servicios de un cirujano español, que podría ser José Luis García Sabrido, jefe del servicio de Cirugía del hospital Gregorio Marañón de Madrid, pero este extremo no pudo ser confirmado por este diario.
En el mismo informe, se apunta que, de momento, Chavez no podrá recibir quimioterapia porque la infección producida por la primera intervención lo impide. Visto el parte, las mismas fuentes diplomáticas apuntan que la situación del paciente es «grave» dado que existen posibilidades de que el tumor haya provocado metástasis.
*En otros rumores también se hablo de que podría tener un cáncer de próstata

*Un rumor interesante (aunque poco probable) dice que se puede tratar de un Bypass Gástrico (grapa en el estómago para adelgazar) buscando bajarle unos 15 kilos de peso a la imagen del presidente para las elecciones,

y muy importante aprovechar para usar LA LÁSTIMA que crea con su discurso de que el golpista tiene cáncer para que automáticamente afianzar sus seguidores leales que estaban decepcionados por las fallas eléctricas, el colapso del metro, todos los huecos a nivel nacional, los malandros, muertes e inseguridad nacional, su traición al deportar al comunista de la Anncol , 

todo todo se olvidaba con "pobre, esta enfermo, pobrecito, no tiene la culpa"


-Se opera de un bypass para rebajar 15 kilos y mejorar imagen (verse menos cerdo corrupto) de presidente candidato

-Durante 20 días activar distracción (Pote de Humo, trapos rojos) cárceles del Rodeo II, se habla con pranes y demás jefes de cárceles para crear un caos y muertes que distraigan la atención de la pregunta "Dónde está el Presidente?"

-Ver quien lo traiciona de sus filas para limpiar el PUSV y demás del gobierno

- Ver quien ataca mas fuerte de la oposición para desarmarlo e inhabilitarlo politicamente a la larga, despues de retornar

-Aparecer luego de 20 días en los cuales ya rebajó obviamente por la grapa de estómago, con un discurso escrito por el G2 Cubano para generar LÁSTIMA

-Con la LÁSTIMA Y ENFERMEDAD quitarse de todas las responsabilidades del caos habitacional, electrico y de seguridad etc,en Venezuela

-Afianzar el voto duro de los leales, atraer a los NINI, atraer voto de opositores por lástima, crear compasión en la oposición para que baje el ataque y darle un respiro para organizarse políticamente.


 -Aparecer el 5 de Julio en el desfile como vencedor de la muerte y luchador contra la enfermedad, añadiendo que se ve 10 años mas joven con los kilos que rebajó, asociarlo con el chávez golpista del 4 de febrero o el del 13 de Abril.

- Con esto toma un respiro y se organiza para las Elecciones

A ver chavez manda 10 millones de $ DIARIOS a Cuba regalados, gratis, no me digan que un profesor de dominó en Cuba que aquí es MEDICO cubano es un pago de algo...

¡Cómo no lo van a cuidar y dirigir políticamente los cubanos!!! son 10 millones de $ DIARIOS en petróleo para Cuba gratis!,, cualquiera

Que lo revisen médicos Venezolanos con credibilidad, no médicos chavistas, para poder creer esta nueva historia en Venezuela, porque los cubanos del G2 nos tienen que decir desde la Habana que tiene un presidente nuestro???

En cualquiera de las 3 posibilidades utilizará la LÁSTIMA para aglutinar a su alrededor los votos que necesita.


Quién le va a creer a un tipo que tiene 12 años mintiéndole a Venezuela?, Cuando agarró el crucifijo el 13 de Abril y llamó a la paz y reconciliación; lo hizo? NO, 

Cuando llamó a la oposición mierda y a su victoria de mierda que pasó? nada...

Es un arrogante, vengativo lleno de ira al que no le tiembla la mano para arrasar a sus enemigos, porque eso somos los Venezolanos, enemigos de un cerdo que tomó el poder hace 12 años, que mató gente en un frustrado golpe de estado y que se alió con cuanto malandro internacional y con los nacionales, para buscar protección, crear zozobra, y atacar al mismo tiempo a sus semejantes.



Chávez no va a cambiar, eso es mentira, no lo ha hecho nunca, siempre ha sido un comunista lleno de odio y resentimiento que hasta el final buscará dividir, agredir y destruir a Venezuela y todo lo que está a su alrededor,

porque los que se han beneficiado con sus sobornos de quintas, apartamentos, aviones, contratos, licitaciones, miles y millones de dólares, para ellos si, Chavez es un Dios es el que los sacó de la pobreza y les dió la vida de millonarios que tienen ahora,

Ellos son y no están todos: los incondicionales Diosdado Cabello (el mas corrupto), el psiquiatra Jorge Rodriguez (otro corrupto mas), Cilia Flores, Nicolas Maduro, Tibisay Lucena (presidenta del CNE), Elias Jaua, Aristóbulo Istúriz, Rafael Ramirez, Gral Rangel Silva, Gral Mata figueroa, etc y demás millonarios en dólares de la roboilusión, para ellos por supuesto que Chavez es lo mejor del mundo, ya que es quien les hizo posible tener cuentas con millones de dólares $$$

Luego están los que recibieron créditos que nunca pagaran, pocos si lo harán, o casas gratis, carros y menudencias para el gobierno, ellos también agradecidos estarán pero un pais no se levanta con limosnas ni con mentalidad de flojos mantenidos, la conciencia se puede comprar, pero el pais se destruirá mas.


Seria hipócrita hablar de "pobre presidente" después que destruyó, atrasó, acabo con el servicio estable de luz, permitió una inseguridad y violencia como nunca, insultó a mas de la mitad de los venezolanos, metio preso a todos los que quiso, robó como le dió la gana, se alió con narcoterroristas y terroristas internacionales, botó todo nuestro dinero, se lo regaló a otros países, malversó y despilfarró los mayores ingresos de Venezuela y dividió un país entero para regalarselo rastrera y traidoramente a los Cubanos

¿Está o no está en Cuba la capital de Venezuela?
El Cáncer de Venezuela es Chávez,el comunismo,Cuba han destruido a Venezuela durante 12 años y aún no se sabe cuando terminará de sanar nuestra patriaVenezuela, regalada miserablemente por los traidores del gobierno a los cubanos que ahora nos dictan agenda y nos dicen que tiene un presidente "nuestro".

Otras opiniones:

Hugo Chávez, el ocaso de un dictador de corto vuelo.


La expresión de Raúl Castro, al despedirse de Chávez el jueves 22 de septiembre, era tétrica. Tal parece decirle; “Querido amigo, que agonices en paz”. Hugo Chávez, al parecer le responde; “Gracias hermano, te espero en el más allá”, algo así como, en el infierno. Los tiranos son tales, que parecen creerse inmortales y valga la redundancia.

Lo innegable es que ese decir de Chávez, sobre su salud de roble y su derrota del cáncer, es bastante dudosa. Su vida está, verdaderamente comprometida. El ingreso de días pasados, parece demostrarlo todo, aunque salga a desmentirlo, como un “mono rojo, fosforescente”, una especie zoológica, desconocida para la naturaleza venezolana.

Al igual que la reciente gravedad de Fidel Castro, la casi totalidad, de los rumores sobre tiranos, son siempre ciertas y cada vez que ha rodado una “bola”, ha resultado ser verdadera. Lo que ocurre, es que quien divulgue alguna información sobre estos personajes, pone en peligro su vida y es preferible dejarlo así, como en una nebulosa, para que la fuente no pueda ser identificada.

Eso que alguien dijo, sobre la enfermedad de Hugo Chávez, que era como una argucia para ganar popularidad, no rebasa ni el más mínimo análisis, nadie enfermo, gana notoriedad para enfrentar una reelección, eso es absurdo. Al final se supo, que la enfermedad, era real y que Chávez, podría enfrentar la muerte, a corto plazo.

Ya lo hemos visto en las últimas encuestas, sin realizar aun las primarias de la oposición, Chávez pierde con más de un candidato. Nadie elige a un moribundo como Presidente, ni tampoco a un enfermo. La sola sospecha de enfermedad resta puntos en la votación. De hecho, en la elección de George Bush, aludían al estado de salud inestable, de Dick Cheney, como un vicepresidente enfermo e incapaz de asumir la presidencia en caso de muerte o malestar de Bush.

Pero el empecinamiento de los tiranos, también es innegable. Aquí lo hemos visto con Fidel Castro. Se negaba, rotundamente, a entregar su dictadura. Ni siquiera a su hermano Raúl y si lo hizo, fue solo a regañadientes y porque su salud, no se lo permitiría, en lo adelante.

Chávez está en lo mismo y esperará hasta el último momento, luchará contra la aplastante realidad. Tal vez el reposo, la mesura y alejamiento del poder y de las preocupaciones, le prolonguen la vida, pero el sigue empecinado y a pesar de llevar doce años encaramado en el mulo, no se quiere bajar.

Pero no hay nada más parecido a la novela de Gabriel García Márquez, “El otoño del Patriarca”, que la situación de Hugo Chávez, aunque la novela se adapte, adecuadamente, a la vida de Fidel Castro. Ambos están muy próximos al invernal sepulcro y la competencia se centra, en quien llega primero.
Héctor Julio Cedeño Negrín
Periodista Independiente de Cuba.

viernes, 7 de octubre de 2011

"Cuba tiene la receta del desastre"

Enrique Krauze. (foto tomada de internet)

El historiador mexicano presenta en España su libro 'Redentores; Ideas y poder en América Latina'.

El historiador mexicano Enrique Krauze cree que los mayores desafíos de las democracias en Latinoamérica forman un triángulo: consolidar el Estado de derecho, persistir en la atención a los más necesitados y reformar las economías para que sean más competitivas.
Porque el futuro democrático en la región debe estar acompañado de "esa doble pero no imposible combinación de modernidad económica y vocación social", dijo hoy Krauze en una conversación con EFE.
Cuba, aseguró Krauze, "tiene la receta del desastre" porque "la vocación social está acompañada de una política económica de estatización y centralismo brutal y de abandono y persecución de la iniciativa privada".
El ensayista (Ciudad de México, 1947) es el autor del libro Redentores; Ideas y poder en América Latina, que sale a la venta hoy en España y en el que reúne el pensamiento político de una docena de intelectuales que se anticiparon en el tiempo al pensamiento revolucionario latinoamericano.
Enrique Krauze cree que esas condiciones de las que habla se dan en Brasil, donde "el éxito de un Gobierno de izquierda" ha estado acompañado de instituciones democráticas, de políticas económicas visionarias, responsables y agresivas, y de programas de apoyo social eficaces".
Sin embargo, el ensayista considera que ese triángulo de democracia política, modernidad económica y vocación social "no se cumple en Venezuela ni en Bolivia" porque sus gobiernos "desvirtúan las instituciones democráticas".
En el caso de Venezuela, "Chávez lleva a cabo una política económica tan ineficaz que ha tenido por cuarto año consecutivo la inflación más alta del continente, y el país -dice Krauze- vive la paradoja de ser el más rico del mundo en reservas de petróleo, pero tiene una deuda pública creciente y escasez de alimentos".
"Un caso en el que el triángulo mantiene cierto equilibrio, sin ser el extremo nicaragüense ni el boliviano y mucho menos el venezolano o el cubano" es Ecuador, aunque, según el ensayista, "el daño a uno de los tres vértices está "en la forma preocupante en que (el presidente, Rafael) Correa acosa a la libertad de expresión".
El escritor mexicano reitera su convencimiento de que en Latinoamérica "la salida" hacia el progreso político, que considera tan importante como el económico, está "en esa franja entre el liberalismo y la socialdemocracia".
Precisamente de Latinoamérica y de los "profetas" que han imaginado y teorizado sobre la redención de sus sociedades habla Kreuze en su libro y para ello echa mano de una docena de personajes influyentes del último siglo.
Como el cubano José Martí, el uruguayo José Enrique Rodó, el mexicano José Vasconcelos o el peruano José Carlos Mariátegui, cuatro "profetas laicos de un pensamiento revolucionario que, como el de otros muchos, se fue desarrollando con traducciones prácticas a la realidad" a lo largo del siglo veinte.
"Los guerrilleros o revolucionarios de la segunda mitad del siglo Veinte se inspiraban, a sabiendas o no, con las ideas de los pensadores de principios de siglo".
Krauze cita el ejemplo de Mariátegui, el profeta del indigenismo marxista que tuvo influencia directa sobre el Comandante Marcos, de modo que "se diría que (el revolucionario mexicano) llevó a cabo en el México de los años 90 el sueño de Mariátegui de los años veinte".
O el Ché Guevara y su "antiamericanismo cultural típico del cono sur latinoamericano", expuesto en la obra de Rodó.
Para Enrique Krauze, su compatriota Octavio Paz (1914-1998), testigo de la Revolución Mexicana (1910-1917) y del zapatismo que empezó en enero de 1994, es "el puente entre unos y otros", desde su acercamiento a las revoluciones y su "paulatino desencanto" con ellos, no sólo las latinoamericanas.
Los novelistas Mario Vargas Llosa y Gabriel García Márquez también ocupan una parte de libro, como dos intelectuales que tuvieron simpatía en los años sesenta por la "fuerza redentora" de la revolución cubana.
Sin embargo, recuerda Krauze, Vargas Llosa, "como Octavio Paz", se decepcionó hasta convertirse en un crítico profundo de Fidel Castro, mientras que García Márquez "siguió siendo fiel al hombre fuerte y providencial, al caudillo que también fue su amigo".
Fuente:

miércoles, 5 de octubre de 2011

Carta abierta a los militares cubanos

Soldados y Oficiales cubanos de tierra, mar y aire:

Por: Aldo Rosado-Tuero

No podrás, aunque quieras, ser sordo y ciego ante la angustia apremiante de Cuba. Las posibilidades de que en un muy breve plazo, tengas que llamar a tu compañía para tomar las armas, ya sea para reprimir al pueblo, que cansado de tanta miseria y represión, al momento del anuncio de la muerte de quien los ha oprimido por más de medio siglo, se decida a reclamar en las calles las libertades perdidas y a exigir una vida mejor; o en una sangrienta contienda civil, cuando al faltar la mano de hierro que cohesionó a las distintas facciones, que se reparten el abundante botín de las empresas creadas por la tiranía, éstas quieran imponerse unas sobre las otras, utilizándolos a ustedes como carne de cañón.

Y por mucho que acalles las inquietudes de tu propio espíritu, no podrás eludir, en las largas vigilias del servicio, estas preguntas inaplazables: ¿Qué es lo que está ocurriendo? Este gobierno, en cuya defensa arriesgo la vida ¿es el verdadero servidor del destino patrio? ¿O estaré perpetuando con mi esfuerzo una organización política, muerta, desalmada, esterilizadora y anti humana?

Mira a tu alrededor, observa la situación de tu familia, de tus compañeros y vecinos. La pobreza que se ensaña con tu pueblo y que pese a las eternas promesas para el futuro, al transcurrir casi 53 años de la misma cantaleta, la situación es cada vez peor. Y observa y pregunta a otros compañeros y camaradas de armas, como viven los altos jefes de la jerarquía militar y política de este desgobierno que se mantiene gracias a tu esfuerzo y a tu respaldo como militar. Los Generales y muchos oficiales superiores, disfrutan de los privilegios más aberrantes y viven vidas de potentados, mientras tú y tus compañeros, como soldados, sub oficiales y oficiales de nivel medio, sufren todas las carencias que este régimen ha impuesto de forma sistemática al pueblo cubano.

Quien ninguna noche se siente libre de las mismas incertidumbres, quiere que le acompañes, al través de esta carta, en una silenciosa meditación.

El estado de crisis permanente implantado por este régimen, ya no puede soportarse a sí mismo. El estado de guerra convertido en endémico, con su secuela de movilizaciones, maniobras y falsas noticias de invasiones inexistentes y el continuo bombardeo de una mentirosa propaganda, achacando todos los males de la nación a los enemigos externos, ha terminado por extenuar al pueblo, del que tú, militar cubano, eres parte esencial. Ya se levantan voces que arriesgando la persecución y la cárcel injusta aplicada a todo el que osa discrepar, aunque sea pacíficamente, de los métodos arbitrarios implantados por el gobierno a quien sirves. La rebeldía va in crescendo y el peligro de un levantamiento popular no debe de ser descartado.

Un peligro mayor debe de ser tomado en consideración. Éste podría ser el causante de la pérdida de nuestra nacionalidad y de la disolución de nuestra nación y hasta provocar—ahora sí de verdad—una invasión extranjera: Es tal el grado de desesperación de la gran mayoría de nuestro pueblo, que sólo piensa en emigrar. En abandonar el suelo que los vio nacer. El de resolver el problema individual de cada uno, lejos de la patria, en lugar de pensar en quedarse para resolver el problema colectivo de todo el pueblo. A pesar de lo que proclaman los detentadores del poder, “el estado socialista” no supo inculcar en nuestros compatriotas el espíritu de colectividad, ni el sacrificio por el Bien Común. Esta actitud puede degenerar, ante cualquier estallido u anomalía, en un éxodo masivo generalizado, los que, según han declarado ya, las Autoridades civiles y militares del poderoso vecino del Norte, sería tomado como un acto de guerra.

Ante este sombrío panorama, no queda más salida a los militares cuyas manos no estén manchadas de sangre, ni sus bolsillos repletos de dinero mal habido, que tomar una decisión, que los lleve a salvar la patria.

Adivino el escrúpulo de muchos de ustedes forjadas en la disciplina cuartelaria y la obediencia ciega a los mandos. Pero eso es válido cuando se sirve a un gobierno que procura el bienestar del pueblo y garantiza la permanencia y salvaguardia de las libertades. Pero ya hace mucho tiempo que esta revolución que se proclamó heredera de los libertadores del 68 y del 95, se apartó del camino y se convirtió en una tiranía familiar, apoyada por una mafia de chupópteros, que en nombre de una ideología caduca se apoderaron de la nación y la administraron como una finca particular, mientras te convertían a ti en el centurión que dominaba e inspiraba temor a los siervos de la gleba y te enviaban a tierras extrañas a pelear guerras en nombre del socialismo, pero que en realidad encubrían propósitos capitalistas, como el de vuestros camaradas que cuidaban el Enclave de Cabimba propiedad de las grandes compañías petroleras que pagaban religiosamente enormes sumas de dólares a tus jefes, que los han depositado en abultadas cuentas bancarias en el exterior, que les garantizan un futuro a ellos y a sus familias, no obstante lo que pase en Cuba, mientras tú, tus compañeros y tus familiares tendrán que esperar en Cuba paciente y pobremente, venga lo que venga.

El gobierno castrista se encargó de destruir todo vestigio de sociedad civil en nuestra nación. Ante esto, las Fuerzas Armadas han quedado como la única institución cohesionada y con disciplina que puede resguardar la unidad de la patria, ante una eventual hecatombe. De ahí la enorme responsabilidad que cae sobre vuestros hombros, soldados, suboficiales y oficiales en los mandos medios de las fuerzas de aire, mar y tierra. Si ustedes se abstienen de actuar por una interpretación puramente externa de su deber, se exponen a encontrarse de la noche a la mañana sin nada a que servir. En estos momentos están ante la disyuntiva de seguir bajando la cabeza ante los atropellos de sus jefes; o recobrar con sus propias armas la dignidad de vuestra institución y la libertad de todos vuestros compatriotas. Las Fuerzas Armadas no pueden servir al pueblo más que de una manera: protegiéndolo con vuestras propias armas. Así ha ocurrido muchas veces desde que el mundo es mundo. Como afirmó Spengler: “siempre ha sido a última hora un pelotón de soldados el que ha salvado la civilización”.

Cuba está cautiva de una pandilla de malandrines que pretenden eternizar en el poder a una misma familia, que la tiene condenada a la parálisis y ha convertido a sus hijos en ciudadanos de segunda, que sufren el horrible apartheid de ser parias en su tierra, servidores de extranjeros que viajan a la Isla en busca de diversión fácil y sexo barato, dándoles a nuestras mujeres la mala fama de ser las prostitutas más educadas del planeta como dijera cínicamente alguna vez, Fidel Castro.

Llegó la hora de tomar una decisión trascendental, militar cubano. De ti va a depender que la Patria permanezca o que Cuba se disuelva en el caos o siga esclava por otro medio siglo. Para un cubano de vergüenza la decisión no es tan difícil. Da el paso al frente que la historia te lo reclama.

Tendrían derecho a hacerse los sordos si les llamáramos para que cobijases con vuestra fuerza una nueva política reaccionaria. La bandera de lo nacional no se enarbola para encubrir la mercancía del hambre. Millones de cubanos la padecen y es de primera urgencia remediarla. Para ello habrá que lanzar a toda máquina la gran tarea de la reconstrucción nacional. Habrá que llamar a todos, orgánicamente, ordenadamente, al goce de lo que Cuba produce y puede producir.

Ojalá supieran expresar estas palabras en toda su gravedad el valor de las horas en que vivimos. Lo saben ustedes militares cubanos, que ven la corrupción de los mandos superiores y el enriquecimiento ilícito de vuestros jefes supremos. Lo sabemos nosotros, encarcelados a millares, sin procesos justos, vejados en nuestras casas por un estado policiaco desmedido que hurgó en nuestros papeles, destruyó nuestros hogares, desorganizó nuestra existencia de ciudadanos libres, de cuya vigilancia no escapan ni tú ni tus familiares. Lo sabemos más de dos millones de exiliados que desde tierras extrañas añoramos la patria.

Ya se alistan paladines para acudir en socorro de la patria. Los que quieren una patria con fronteras, banderas y tradiciones propias, sin un amo internacional, y sin consignas venidas del extranjero. Y una mañana, soldados, oficiales cubanos, los veréis aparecer frente a vuestras filas, o surgir de ellas. Ese será el instante decisivo. El redoble o el silencio de vuestras ametralladoras, resolverá si Cuba ha de seguir languideciendo o si puede abrir el alma a la esperanza.

Piensa. Piensa bien en estas cosas antes de dar la voz de ¡fuego!. Piensa que por encima de los artículos de las ordenanzas, asoman, una vez cada muchos lustros, las ocasiones decisivas de la vida de un pueblo.

Aldo Rosado-Tuero- Director del diario digital Nuevo Acción.

Vía nuevoacción.com

martes, 4 de octubre de 2011

Futuro petrolero del neocastrismo

ARTÍCULO ORIGINAL PARA EL THINK-TANK DE CUBANÁLISIS

ADIVINANDO EL FUTURO PETROLERO DEL NEOCASTRISMO
Por Antonio Arencibia, España

En la “Sagüesera” de Miami siempre se ha tenido como una verdad indiscutible que los Estados Unidos no se han enfrentado directamente -por medios militares- al régimen de los Castro, no por debilidad, sino por desinterés. Como consecuencia, la moraleja de los que anhelan el fin rápido y cruento de la dictadura ha sido: “Si Cuba tuviese petróleo la cosa sería distinta”.

Tal frase casi se convirtió en un dogma del exilio de línea dura, hasta tal punto que durante mucho tiempo, pero especialmente en los últimos seis años, tanto los políticos como los economistas, e incluso muchos bloggers del ámbito cubano-americano, se han sentido en la obligación de ignorar o ridiculizar las pruebas de las compañías canadienses en la ZEE (Zona Económica Exclusiva) de Cuba en el Golfo de México, confirmadas por el U.S. Geological Survey, de la existencia allí de una importante reserva potencial de petróleo y gas natural.

La extracción en el 2010 de más de un millón de toneladas de hidrocarburos en 173 pozos terrestres de la Isla ha ido convirtiendo el potencial en certeza, y entonces algunos de los que se desayunaron con esa realidad optaron por echarle la culpa al ex presidente Jimmy Carter, que autorizó la delimitación de fronteras marítimas de Estados Unidos con México y Cuba en 1977. Ese acuerdo -dicen- no previó que en la ZEE de Cuba también habría petróleo, como sucede en la de los otros países que comparten las aguas y las riquezas del golfo de México.

Recientemente, nada menos que las cabezas políticas de ese núcleo duro sur-floridano han confirmado absolutamente el potencial energético de tierras y aguas cubanas. La congresista republicana Ileana Ros-Lehtinen, que encabeza la poderosa Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara de Representantes, respaldada por otros colegas cubano-americanos, presentaba a fines de mayo un proyecto de ley que sancionaría a los inversionistas extranjeros en la industria petrolera cubana para impedir que “el régimen de Castro se convierta en magnate del petróleo del Caribe”.

Este proyecto difiere de la actuación complaciente que se ha seguido en el Congreso Norteamericano con la mayoría de las dictaduras petroleras del mundo, y su contenido se complementa con la preocupación ambientalista de proteger las aguas y costas de Estados Unidos, amenazadas por un potencial derrame de hidrocarburos en los mares de Cuba.

En anteriores artículos me he referido a ese tema y a que los directivos de la Repsol en Madrid aseguraron a Ken Salazar, Secretario del Interior de la administración Obama, que permitirían a las autoridades norteamericanas la inspección de sus operaciones de perforación en la ZEE de Cuba.

Al respecto apuntaba que una propuesta de ese tipo solo se podía hacer con autorización del régimen neocastrista. Aunque en todo este crucial asunto el presidente norteamericano ha evitado contactos oficiales directos con la dictadura, los ha abordado mediante terceros.

Así, hace una semana, visitaron La Habana, empresarios privados y especialistas de alto nivel que asesoran a su gobierno para tratar de ajustar los detalles de cooperación en caso de un accidente en aguas del Golfo. La delegación la formaban entre otros: Lee Hunt, de la Asociación Internacional de Contratistas de Perforación; William Reilly, co-presidente de la Fuerza de Tarea del Ejecutivo para investigar el derrame del pozo Macondo de la BP en las aguas al sur de Louisiana en 2010, y Richard Sears, el ex vicepresidente de Perforación en Aguas Profundas de la Royal Dutch Shell.

Aunque no ha accedido a todo lo que le sugieren esos enviados en materia de contención de un desastre en la perforación en aguas cubanas, el presidente norteamericano, con visión realista, ya ha ordenado se emitan autorizaciones para que si ocurriese intervengan en su control varias compañías norteamericanas especializadas en limpieza de derrames petroleros. Según la publicación del ramo, Oil Price, la congresista Ros-Lehtinen, ha opinado sobre el particular, en el mismo sentido que la administración Obama.

Una presión directa sobre REPSOL

Pero ahora aparece un nuevo elemento en medio de este complejo asunto; se trata de un documento impulsado por la congresista Ileana Ros que suscriben otros 33 Representantes a la Cámara, incluyendo entre ellos a Debbie Wasserman-Schultz, Presidenta del Comité Nacional Demócrata, en el que, tras dirigirse “respetuosamente” a Antonio Brufau, principal directivo del consorcio Repsol, lo amenazan con posibles sanciones y boicot a sus proyectos en Estados Unidos si prosigue sus planes de perforar en aguas cubanas en busca de petróleo.

Lo primero que hay que hacer es no escandalizarse demasiado en ese asunto, pues actuando también en su provecho político, a inicios de los años 90 el régimen de Fidel Castro ofreció a la estatal brasileña Petrobras, los bloques más promisorios de su Zona Económica en el Golfo, si el gobierno de Brasil desistía de establecer relaciones con los opositores anticastristas exiliados en Estados Unidos.

Si Petrobras abandonó después sus planes petroleros en aguas cubanas no fue porque no hubiese perspectivas de hallar hidrocarburos, sino porque no necesitaba ser la primera corporación en perforar en gran escala en un área conflictiva, ya que Brasil cuenta con enormes recursos petroleros en su propio territorio y mares adyacentes.

En cuanto a Repsol, está en una difícil coyuntura: si cede a la presión de ese grupo de congresistas norteamericanos y abandona -a un alto costo económico- sus compromisos y contratos de perforación en aguas cubanas, evitaría dilaciones y obstáculos por parte de la Cámara de Representantes, de mayoría Republicana, para sus proyectos y operaciones en Estados Unidos.

Hay que añadir que Antonio Brufau está enfrascado en una lucha en el seno de Repsol contra otros inversionistas, y ha conseguido el apoyo mayoritario del consejo del consorcio para rechazar el control del 30 porciento de sus activos por un grupo formado por la petrolera estatal mexicana PEMEX y la constructora privada española Sacyr Vallehermoso. Si bien es cierto que el presidente de Repsol está evitando que los mexicanos se aprovechen de su tecnología, también pierde las ventajas que le proporcionaría, -en su perforación en aguas cubanas-, una alianza con el segundo abastecedor de petróleo a Estados Unidos.

A diferencia de Repsol, que está constituida por capitales privados, sus asociados en la utilización de la plataforma petrolera semi-sumergibles Scarabeo 9 en aguas cubanas, son la estatal noruega Statoil y una unidad de la estatal de la India ONGC. No parece que si el presidente de Repsol cede a la presión de los congresistas norteamericanos, ni la Statoil, de reconocida pericia tecnológica en la perforación en aguas profundas, ni la ONGC se vayan a arriesgar a perforar solas y enfrentar posibles represalias.

La posición de Obama

No se puede olvidar que ya está a punto de comenzar la campaña presidencial en Estados Unidos, la cual, -si nos guiamos por el costo de la del 2008-, promete volver a ser “el espectáculo más grande del mundo”. Eso le da relevancia a la firma de Debbie Wasserman-Schultz en el documento-advertencia de los 34 congresistas al presidente de Repsol.

El presidente Barak Obama, que aspira a ser reelecto para un segundo término escogió a Wasserman-Schultz como su candidata para la Presidencia del Comité Nacional Demócrata. La congresista fue la primera persona de origen judío electa a la Cámara de Representantes por la Florida, y se ha destacado dentro de su partido como gran recaudadora de fondos electorales. Además, mantiene gran coincidencia con su colega floridana Ros-Lehtinen en el tema Cuba, y por eso los estrategas obamistas consideran que su firma en la carta al Sr. Brufau les puede ayudar a ganar votos cubano-americanos en ese estado.

Por todo lo anterior, no hay que extrañarse que el Presidente no se haya pronunciado respecto a la carta. Si Repsol desiste, bien; solo se trata de la iniciativa de un grupo de legisladores y no de una ley. En eso, el Ejecutivo no se tiene que inmiscuir.

Vísperas de la campaña Obama guarda silencio y es cauteloso, y si se logra mantener para un segundo término, entonces podría moverse con más libertad en la cuestión petrolera cubana. Sin duda, sus asesores le han señalado que el incremento de la producción de petróleo y gas en la Isla, hasta alcanzar la autosuficiencia energética, sería un factor a favor de reducir la simbiosis del neocastrismo y el chavismo.

Mirando la “bola de cristal”

Por eso, quien tenga pretensión de adivino haría bien en conseguirse una “bola de cristal” para asomarse al porvenir a mediano plazo del proyecto “Cubazuela”. Hay muchos misterios que develar, y muchas conjeturas que confirmar, empezando por los referidos a la salud del Teniente Coronel, devenido Comandante Hugo Chávez Frías.

Conociendo los métodos del castrismo, es posible que lo hayan copiado en Caracas, y el gobierno rojo-rojito haya “filtrado” el agravamiento del líder y su ingreso urgente, para “desmentirla” después con la aparición del enfermo jugando a la pelota.

Pero la realidad es que Hugo Chávez va a tener que someterse a una quinta -o sexta- sesión de quimioterapia a fines de este mes, y que lo que ya va siendo normal en Venezuela, (igual que sucedió en Cuba con Fidel Castro), no es su presencia, sino su reaparición en funciones.

No obstante, de seguir así y no recaer seriamente, es posible todavía su triunfo en las presidenciales. De otro modo, los “bolivarianos” tendrían que sacar de sus divididas filas a un candidato como aspirante a sucesor electoral del caudillo discapacitado. En ese caso la gerontocracia habanera haría lo posible y lo imposible para mantener en el poder a esa “boli- burguesía” chavista, que se ha enriquecido en los últimos 12 años, y que le permitirían continuar el lento desarrollo de reformas económicas, que el régimen ve como única garantía de supervivencia.

Pero si se diera en las elecciones venezolanas el hipotético fracaso de Chávez, o de un candidato del chavismo, habría que calcular la variante estratégica que asumiría China comunista en su expansión y alianzas en América Latina.

Podríamos simular que preguntamos a una bola mágica si en ese remoto, pero no imposible caso, puede China darse el lujo de permitir que el fin del experimento socialista venezolano coloque al neocastrismo al borde del colapso energético y, por lo tanto, enfrentado a un nuevo Período Especial.

Me parece ver a través del globo de cristal que si los demócratas de Venezuela triunfasen en las elecciones modificarían sustancialmente el arreglo de Chávez con los Castro, de petróleo por técnicos, pero no parece que se hayan planteado la denuncia automática de los tratados petroleros con China.

En esa muy hipotética y compleja situación, aparecen los acorralados raulistas, ofreciendo a los comunistas chinos suficientes concesiones para que se decidan a ser los primeros en perforar en gran escala en aguas profundas cubanas.

Además, parecen solicitar a los chinos, como ayuda urgente, el desvío hacia la Isla de parte del petróleo contratado por China en Venezuela, mientras la producción cubana no cubra las necesidades energéticas del país.

Se ve en la esfera cristalina, de forma no muy nítida, que hay numerosos técnicos y banqueros chinos en la Isla, pues los neocastristas no han dudado en convertirla en factoría de Beijing. Parece que Cuba, es un gran deudor y cliente político de China.

¿Qué haría entonces Estados Unidos? ¿Tratará a la Isla como una pieza en su diferendo global con China, como lo fue con España y con la Unión Soviética? ¿Favorecería con medidas de alivio económico al nacionalismo cubano aunque signifique fortalecer al neocastrismo?

Al hacerle estas preguntas, se nubló completamente la “bola de cristal”.

lunes, 3 de octubre de 2011

A un mes de su muerte y todavía no nombran un nuevo Ministro de Defensa

Foto: Julio Casas Regueiro, Ministro de Defensa de Cuba (desde el 24 de febrero del 2008 hasta su muerte el pasado 3 de septiembre del 2011)

Hace ya un mes que murió y todavía, que yo sepa, Raúl Castro no ha nombrado un nuevo Ministro de Defensa del Estado Cubano.
¿Será que entre los cambios, la movedera de fichas y de caras, la disolución de ministerios y las consiguientes creaciones de grupos empresariales, se le ha olvidado  a Raúl escoger quien sustituirá a  Casas Regueiro?
Algo huele mal en todo eso. Tal vez los posibles candidatos para ocupar dicho cargo, no sean tan confiables ni tan perros fieles como lo fuera  en vida Julio Casas Regueiro, quien llegó a ser el brazo derecho, el hombre de mayor confianza de Raúl Castro, al extremo de que tenía facultades para dar órdenes y firmar documentos importantes sin consultar con los hermanos Castro, además de tener el control de cuentas bancarias y de las gestiones económicas de muchas empresas mixtas, además del control absoluto de todas  las empresas económicas de la FAR.

Articulo relacionado:

Uno menos en la lista

En el país de alto Indice de Desarrollo Humano: Pobres de solemnidad.

Pobres de solemnidad



LA HABANA, Cuba, octubre, http://www.cubanet.org/articulos/ -Al amanecer del lunes pasado, al cruzar la calle 23, entre 10 y 12, Vedado, una señora muy delgada, mal vestida, medio ciega y con bastón, me suplicó la encaminara a la cuadra siguiente, es decir, hasta la esquina de 12 y 21, donde toma café cada mañana pues carece de cocina en su cuarto, donde vive con un hijo que oscila del manicomio a la vecindad. Mientras la acompañaba le pregunté algunas cosas; al dejarla en la cafetería le di diez pesos para que desayunara; supuse que almorzara y comiera en uno de esos tugurios habilitados para indigentes.
No es agradable tropezar con personas que al caminar exhiben su miseria sin proponérselo. La llevan en el rostro, en la ropa sucia y descosida, en los zapatos, el peinado y hasta en el alma. Salvo excepciones, parecen zombis insepultos, espectros bajo el sol en las calles de nuestras ciudades. Nadie como ellos revela la crisis y la falta de oportunidades del país.

La pobreza es mayor de lo que suponemos. Basta con mirar la presencia gris de quienes caminan sin rumbo. A esa legión de seres alienados por el hambre, víctimas de la desproporción entre el salario y los precios de las mercancías, no solo pertenecen los mendigos, los locos sin apoyo estatal, los borrachos que deambulan de la casa al bar y los viejitos cuya pensión mensual les dura una semana.
Cada día crece el estamento de la pobreza. Existen los pobres de solemnidad, los desamparados totales, parciales y de circunstancias. Todos en interacción gremial, un gremio sin representantes legales, cuya presencia desdice las consignas oficiales y cuestiona las estadísticas, tan solidarias con el papel y limitadas en su aplicación.
Si bien los mendigos, los alcohólicos, los locos y los ancianos que vagan por el día y se esfuman de noche, integran la nómina más representativa, al escuadrón de la pobreza extrema se suman las viejitas de barrio, esas que cuentan las pesetas y maldicen al joven dependiente que altera la balanza. A las viejitas les siguen las nueras y las hijas sin empleo, casi todas amas de casa con maridos “que no inventan los pesos” y las obligan a revender cualquier cosa o putear con el bodeguero, el carnicero o el vendedor del kiosco agropecuario.
Se suman al club no exclusivo de pobres de solemnidad los millares de personas que se acostumbran a sobrevivir del trabajo devaluado y la chequera simbólica: pedigüeños de todo tipo, ladronzuelos de bagatelas, huéspedes de terminales de ómnibus y de trenes, visitantes de bares pestilentes, casas de putas baratas, casas de juegos prohibidos, solares de gentes agresivas y ladrones de almacenes y cafeterías que arriesgan el puesto por un poco de azúcar o arroz, un pedazo de jamonada o unas cajas de cigarros.
Es cierto que a pesar de las tensiones cotidianas los parias de Cuba todavía gozan de “prebendas” en las farmacias, policlínicas y funerarias; aún los entierros son gratuitos aunque los dolientes pagan las flores, el café y los autos que acompañan al difunto en su último paseo; más resulta conmovedor el panorama creciente de gentes que sobreviven en la precariedad en La Habana y otras ciudades de la isla.



domingo, 2 de octubre de 2011

Indice de Desarrollo Humano en Cuba



Granma, el periódico de la desinformación por antonomasia, ha publicado  hoy 2 de octubre, un artículo titulado " Mantiene Cuba alto índice de desarrollo humano (IDH)". por O. FONTICOBA GENER.
Entre otras cosas, el autor plantea que:

 "Cuba es el único país de América Latina que se encuentra entre los 10 con mejores resultados en el IDH no económico en la última década. De hecho es la única nación en desarrollo con mayor desempeño en ese aspecto, con un aumento de dos años en la esperanza de vida y de cinco en los de escolarización esperados."

"Así trascendió en la conferencia de prensa del Sr. Khalid Malik, Secretario General Auxiliar de las Naciones Unidas y nuevo Director de la Oficina del Informe de Desarrollo Humano (IDH)."

"El IDH tiene tres indicadores: vida larga y saludable (medida según la esperanza de vida al nacer); educación (medida por la tasa de alfabetización de adultos y la tasa bruta combinada de matriculación en educación primaria, secundaria y superior), y nivel de vida digno (medido por el PIB per cápita)."
......
Mi opinión personal
Si Cuba está entre los diez mejores países de América Latina, entonces creo que muy mal deben andar los otros países del área,
Me pregunto si realmente la comisión encargada de evaluar estos índices: vida larga y saludable, educación y nivel de vida digno , realizó un muestreo, científicamente válido, en la Habana y en todas las provincias del país, incluyendo las zonas rurales y  todos  los barrios marginales que han surgido en los alrededores de  las ciudaddes importantes de Cuba.
Es cierto que en Cuba, al igual que en la mayoría de los países del mundo, los niños y jóvenes están obligados a asistir a la escuela hasta los 17 años. Ley que a la vez garantiza que los mismos alcancen por lo menos, el nivel medio de la enseñanza general. Es cierto que la población cubana tiene un índice de niveles instrucionales medio y superior, alto, quizas por encima de algunos países del área,  pero una cosa es instrucción académica y otra cosa muy distinta  es educación en el sentido real  de esta palabra.
El sistema educativo cubano, único existente en la isla, creado, dirigido y controlado por el por el propio Estado, está basado en el culto a la ideología sectarista castro comunista, lo cual ha generado que la mayoría  de los textos de estudios de las diferentes asignaturas que se imparten en el país, hayan sido modificados para ajustarlos a esos fines ideólogicos. Un ejemplo vivo de esto, es la forma en que se enseña la historia de Cuba y del mundo.
Un ejemplo de esas modificaciones, es el caso de la historia de Cuba, la cual  han tergiversado tanto, que las nuevas generaciones de cubanos realmente piensan que nuestra historia comienza en 1953 con el asalto al cuartel Moncada, y que los fundadores de la nación cubana son los mafiosos comunistas que desde hace más de medio siglo se mantienen como dueños absolutos del poder político, económico, social y cultural de todo el país.
En cuanto a expectativas de vida, es innegable que en un país con bajos índices de natalidad, y donde desde hace más de medio siglo se práctica la interrupción del  embarazo, cuando en los cinco primeros meses del mismo se detectan problemas congénitos (o no congénitos) en el feto; los que tienen la suerte de nacer, sean cuidados con esmero por la familia y hasta por la comunidad. Pero una vez que llegan a la edad adulta, las condiciones de vida a las que se enfrentan no creo que sean tan buenas como señala el informe de la ONU.
Un país en total bancarrota, con una crisis económica crónica de medio siglo, donde el crecimiento del PIB se ha mantenido muy por debajo del nivel promedio de otros paises de América Latina, un país donde impera el caos, la corrupción, la represión, donde la fuerza laboral es malamente retribuida porque les pagan un salario muy por debajo de lo producido y con una moneda que solo tiene valor de cambio en determinados mercados dentro del propio país, es imposible que pueda tener un nivel de vida promedio comparable con los niveles de vida promedio existentes en el mundo actual.
Estoy segura que ese supuesto estudio para medir los índices del desarrollo humano en Cuba, no contempla aspectos tan importantes como la alimentación, el estado de las viviendas, la cantidad y calidad de los servicios públicos y de las condiciones laborales y medio ambientales; la seguridad y la  libertad  de expresión y de creación, asi como las posibilidades reales  que tienen los cubanos de desarrollar su  capacidad creadora individual,inherente a  todo ser humano; posibilidades que en Cuba están supeditadas a los intereses políticos e ideológicos del gobierno.
¿Acaso ese estudio no se fijó en las altas cifras de cubanos que emigran anualmente por diferentes razones, además de las cifras de cubanos que residen permanentemente en otros países en calidad de refugiados o asiliados políticos e incluso como emigrantes económicos?
¿Acaso ese estudio contempló las cifras de  jubilados en Cuba y, en sentido general,  las condiciones de vida  de los que han arribado a la llamada  tercera edad?.
Una vez más me parece que esas organizaciones mundiales encargadas de evaluar a regímenes totalitaristas como el de Cuba, no tienen la honestidad ni las agallas suficientes para enfrentarse a la realidad e imponerse, como  investigadores científicos, y hacer sus propios estudios dentro del país, sin dejarse dirigir por los segurosos cubanos, además de que no  deben dar por ciertas y mucho menos utilizar en sus conclusiones, las cifras que les presenten en informes de  esos estudios hechos por cubanos asalariados y defensores de la tiranía que son especialistas en hacer creer que  Cuba es el paraíso terrenal del siglo XXI.
Basta mirar las imagenes de la verdadera Cuba, la del cubano de a pie, esa que no ve ni percibe el turista, para saber que esa noticia publicada en el Granma no se ajusta a la realidad. El Indice de Desarrollo Humano en Cuba está muy por debajo de lo que ha declarado la ONU oficialmente. Mienten descaradamente como buenos cómplices que son todos ellos de la peor tiranía existente en el mundo actual. ¡Que asco me dan todos, por  lacayos, mentirosos y cobardes!
Esperanza E. Serrano

sábado, 1 de octubre de 2011

Raul Castro planea cerrar más ministerios...



Raúl Castro planea una amplia reorganización ministerial.

La Habana planea cerrar algunos ministerios, crear otros y eliminar varias de sus actividades comerciales antes de fin de año, como parte de las reformas emprendidas por Raúl Castro para modernizar la economía local, dijeron esta semana fuentes del Gobierno, según Reuters.

El Gobierno anunció el jueves que el Ministerio del Azúcar cerró para convertirse en un Grupo Empresarial de la Agroindustria Azucarera.
Sin embargo, la medida es sólo el comienzo de una más amplia reorganización, adoptada el sábado pasado en una reunión del Consejo de Ministros, dijeron las fuentes.
En la nueva reorganización del país, entre otros temas, se planea la eliminación del Ministerio de Industria Básica, uno de los que mayores funciones tiene en la Isla y crear nuevos ministerios de Energía y Minería, añadió la fuente.
"No estoy seguro de qué va a pasar con algunos otros ministerios como el Ministerio de la Industria Sideromecánica, pero lo cierto es que empresas como las de acero y aluminio se desprendieron para convertirse en empresas estatales independientes", agregó.
"Si un ministerio no tiene otra función estatal, será cerrado", señaló.
Los cambios tienen como objetivo lograr una mayor eficiencia y rentabilidad, disminuyendo el papel del Gobierno en las empresas estatales, como se indica en las reformas emprendidas por Castro.
En Cuba, con un sistema económico de estilo soviético centralizado, la mayoría de las empresas estatales son administradas desde los ministerios que históricamente han nombrado ejecutivos, revisan todos los planes, establecen salarios y precios, controlan importaciones y exportaciones.
Además se ocupan de la gestión mixta con empresas extranjeras y realizan inspecciones sin fin.
Pero las reformas que Castro impulsa como una forma de "preservar la supervivencia del socialismo", concentrarán muchas de esas funciones en las empresas para hacerlas independientes de los ministerios y otorgarles una mayor autonomía en busca de gestionar fondos y tomar decisiones en los negocios.
Demasiado pronto para opinar
El paquete de reformas que mueve a más del 20 por ciento de los 5 millones de trabajadores en la Isla que pasarán al sector "no estatal", busca expandir el sector privado, descentralizar la agricultura y la toma de decisiones, así como eliminar subsidios y gratuidades levantando algunas restricciones para la compra-venta de bienes.
Las reformas, que se ejecutarán en un plazo de cinco años, se proponen hacer también la planificación centralizada más flexible mientras el Gobierno regularía su economía principalmente a través de "impuestos".
Un empleado de nivel medio en el Ministerio de la Industria Básica dijo que los empleados fueron llamados el lunes a una reunión de emergencia para hablar de los cambios.
"Antes del 2012 nos convertiremos en dos ministerios, uno dedicado a la energía y otro destinado a la minería", dijo.
El Ministerio de Energía se encargará de supervisar la industria del petróleo y gas desde la exploración y refinación de las importaciones y las exportaciones, junto con la red eléctrica.
El cambio se produce en un crítico momento cuando La Habana espera comenzar la primera exploración a gran escala a finales de este año en la zona exclusiva de sus aguas profundas del Golfo de México.
El Ministerio de Minería regularía la industria del níquel, junto con las actividades mineras menores.
El empleado del Ministerio de la Industria Básica dijo que el ministro había trasladado a varios viceministros para dirigir empresas independientes.
"Son (los viceministros) parte de la vieja cultura administrativa que debe romperse para que la economía avance", dijo el economista que prefirió mantenerse en el anonimato.
Sin embargo, otro experto afirmó que era demasiado pronto para emitir un juicio sobre las nuevas medidas.
"Hasta ahora es simplemente una reestructuración, la eliminación de una capa de la burocracia a nivel ministerial. Ahora tiene que cambiar el marco regulatorio de las empresas estatales y por eso están preparando una nueva ley", destacó.
fuente.
-raul-castro-planea-una-amplia-reorganizacion-ministerial